Se cumplieron cuatro años de la muerte del "Divo de Juárez", Juan Gabriel, por ello compartimos la entrevista que le hizo el Director de Fuentes Difedignas, Luis Enrique Ramírez, en la década de los 90´s.

ACAPULCO, Gro., 14 de mayo 1997.- En el bello hotel en que Juan Gabriel y Rocío Dúrcal se hospedan, decir el número de la habitación (que es más bien una especie de casa de playa) es revelar una clave, un secreto bien guardado entre los empleados, que lo miran a uno con recelo: ¿”Seguro que tiene cita?”. Y checan ahí y allá sin mencionar jamás los nombres de los aludidos. Las mil puertas que hay que trasponer para llegar a una estrella se vuelven aquí el doble, porque aquí se trata de dos, los dos grandes que han marcado una época con su unión musical que ahora refrendan con un disco doble: “Otra vez juntos”.

Luego de dar lo que ya se considera el “palomazo” de la década en el Festival Acapulco 97, con un éxito fenomenal en todos sentidos, Rocío Dúrcal y Juan Gabriel, Juan Gabriel y Rocío Dúrcal, acceden a una serie de entrevistas.

EL UNIVERSAL es el único diario a que reciben en exclusiva, después de dos entrevistas para televisión y antes de alguna “mini rueda de prensa”. El calor es el más quemante que aquí se haya dejado sentir en estos días, y Rocío lo padece y lo disfruta. Se le oye cantando en los pasillos, y de excelente humor también se muestra Juan Gabriel.

Aclarado ya por ambos que su distanciamiento discográfico no se debió a un pleito, sino a los problemas que tuvo Juan Gabriel con la disquera (la batalla que finalmente ganó en un hecho sin precedentes en la historia de nuestros derechos de autor), que le impedían producirle a la que ha sido su mujer intérprete, les preguntamos: ¿Se extrañaron mucho?

“¿Tú, me extrañaste a mí?”, Cuestiona Juan Gabriel  (JG), a Rocío Dúrcal (RD), que responde:

RD: “Yo creo que sí, aunque nos hablamos muy de entarde, pero no cantar tus canciones eso sí extrañaba mucho. A parte tu persona, claro”.

JG: “Porque tú siempre me quisiste por mis canciones nunca me quisiste por mí”.

RD: “No es verdad, no es verdad. Ay, qué malo eres”.

(Risas de ambos)

JG: ”Vamos a pelearnos aquí. Así le hacemos es que hay que darle salsa... ”.

RD: “Sí, lo hacemos más divertido”

¿Y Juan Gabriel no es su música?

¿Separa sus canciones de su persona?

JG: “Sí, claro, claro…por supuesto. Yo nunca me he dejado comer por Juan Gabriel. Bastante tengo con serlo”

¿Y usted se ha dejado comer por Rocío Dúrcal?

RD: “No, no, yo… ¿Sabes lo que pasa? Que nunca he dejado de ser Marieta, aunque sea Rocío Dúrcal, osea que siempre sigo siendo la misma. Cambia el nombre pero no es igual”

JG: “Yo digo que uno debe estar agradecido. Ella con Rocío Dúrcal, porque Rocío Dúrcal… ”

RD: “…es la que me ha dado lo que soy”

JG: “Rocío debe de estar agradecida con Marieta porque Marieta es la que ha hecho a Rocío Dúrcal”.

¿Y usted está agradecido con Rocío o con Marieta o con las dos?

JG: “Con las tres. Pues mire, porque ella es Marieta para la gente que ella escoge ser Marieta ella le da esa entrada a quien quiere, pero ella no puede evitarlo, así como Rocío Dúrcal. Entonces yo conozco a Rocío Dúrcal. Mucho conozco lo que ella ha permitido que yo conozca de Marieta, pero yo respeto el espacio de Marieta y respeto y admiro a Rocío Dúrcal. Ahora, ¿Por qué le digo a las tres? Bueno, porque las dos hacen otra que es la que yo visualizo”.

RD: “Ya te entiendo. Somos tres, efectivamente”.

¿Usted piensa lo mismo de Juan Gabriel?

RD: “¡Sí! Es que él lo desmenuza de una manera… Yo siempre aprendo bastante escuchándolo”.

Me gusta mucho cómo habla y cómo lo dice. Lo que todos pensamos y no podemos decir, él sabe decirlo. Pero yo rara vez le digo.

Juan Gabriel. Juan Gabriel será cuando estoy hablando que no está él delante, pero cuando está él delante, siempre le digo Alberto”.

¿Son muy parecidos ustedes?

JG: “Pues veme mis ojos y vele los ojos”

(Ríe)

RD: “En algunas cosas bastante, de ver las cosas de la vida…”

JG: ”Es que somos artistas”.

RD: “Sí porque ser artista, porque es sobre todo la sensibilidad en lo que somos parecidos…”

JG: ”A ella le gusta mucho cantar…”

RD: “Le gusta mucho su familia, le gusta gustar, le gusta…”

JG: “…trabajar, superar…”.

RD: “Le gusta trabajar, a mí también me gusta, le gusta querer que le quieran, todo ese tuyo de cosas. Pero bueno, a lo mejor, como dice él, es que somos artistas”.

JG: “Que respeten tu espacio me gusta también…”.

Y le gusta Rocío Dúrcal y a Rocío Dúrcal le gusta Juan Gabriel. Son una pareja de leyenda…

RD: “Para mí es un orgullo que el día de mañana, que como yo digo, mañana es hoy, el poder tener toda mi carrera, en el espacio de mi carrera, desde que empecé, desde chica, he cantado canciones de otros autores, que porque esté Alberto por lo que le admiro. Otros autores componen las canciones, pero no las interpretan. Aunque sus mayores canciones las suelen dar a sus mejores intérpretes, para que las interpretemos, pero en sima yo le admiro por cómo está en un escenario también; aparte de cómo compone que eso seguramente será lo más importante de él”

¿Una unión como la de ustedes no podría darse sin una adoración mutua?

JG: “Claro. Mire ella dice y a ella se le ve más bonito que a mí lo que voy a decir, porque lo mío es natural porque yo la conocí primero.

A quien le puede llamar la atención por la forma de decirlo, y te lo digo, es a ella, que yo la conocí primero”

¿Sienten que esta unión estaba predestinada?

JG: “Bueno yo por mi parte sí, porque siempre la admire”.

RD: “Pues eso es muy bonito por parte también de Alberto, porque yo no podía imaginar nunca que podía un día interpretar canciones de un hombre, de un chiquillo mejor., que me admiraba desde pequeño, porque es más pequeño que yo, y que el día de mañana fuese a ser esa persona fundamental en mi carrera y en mi forma de ser”.

JG: “Ay Rocío…”.

RD: “Es que es muy importante, Alberto, yo lo digo porque es verdad”.

JG: “Pues es que tú dices cosas muy bonitas pero yo también tengo que decirlas porque es reciproco, el que recibe. Tú diste, primero…”.

RD: “¡Pero yo nunca lo supe!”.

JG: “Esa es la coincidencia. Yo tuve acceso a ti, gracias a la vida, pero a lo mejor muchos estuvieron más encariñados contigo, enamorados de verdad, yo también estuve enamorado de verdad, pero en mi caso sin el interés sexual. Admiración, respeto y todas esas cosas, que son como bendiciones para ti. Yo hablo en el nombre de todos los demás, y te agradezco todo lo que nos has regalado con tus canciones, tus películas, tu gracia, tu talento, tu alegría…”.

¿Siempre se dicen cosas bonitas?

JG: “Ahora nos estamos diciendo cosas muy bonitas. Sobre todo yo, que me gusta exteriorizar, ella es la más reservada, se inhibe, yo no, yo le digo todo lo que le tengo que decir con mucho cariño, y siempre espero cariño y amor”.

¿Concibió este disco como un homenaje a Rocío Dúrcal?

JG: “Sí, claro, es un reconocimiento a ella por sus 30 y tantos años de estar con nosotros y de tanto cariño que ha despertado en México. Le hemos dado ese tributo todos los mexicanos por todo lo que nos ha dado”.

RD: “En todas  partes me preguntan cómo he podido cantar a Juan Gabriel siendo española”.

JG: “Nosotros ya la queríamos. Rocío es muy agradecida y México es el país mayor de todo América. Aquí siempre he estado a la vanguardia cuando la independencia de México independizo a todos”.