Imprimir

Eduardo Margolis Sobol destacó la importancia de prevenir el acoso escolar y alentar a crear estrategias y talleres que disminuyan esta problemática

 

Ciudad de México.- El sector empresarial externó su preocupación ante los casos de bullying que se presentan en México, por lo que hizo un llamado a implementar acciones para acabar con dicho flagelo.

 

De acuerdo a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), México ocupa el primer lugar a nivel internacional en casos de bullying en educación básica de escuelas públicas y privadas.

 

En este contexto, el empresario Eduardo Margolis Sobol destacó la importancia de prevenir el acoso escolar y alentar a instituciones de educación a crear estrategias y talleres que disminuyan esta problemática.

 

“El bullying es un problema serio, no se trata de una etapa o una broma, sino de comportamientos agresivos y constantes que dañan y amenazan la dignidad de los niños”, Eduardo Margolis Sobol.

 

Consecuencias devastadoras del bullying

 

Subrayó que las consecuencias del acoso escolar pueden llegar a ser devastadoras y terminar en el suicidio de las víctimas, o generar otros problemas como depresión, ansiedad, baja autoestima, entre otros trastornos emocionales.

 

Subrayó que alrededor de 18 millones de niños están siendo afectados y agredidos en un centro escolar por parte de sus compañeros, con agresiones que van desde peleas, presión social, agresiones sexuales y hasta violencia armada.

 

En este sentido, consideró importante que quienes dirigen el sector educativo estén atentos y preparados para resolver este tipo de problemática que también afecta el aprendizaje y el desarrollo de los niños en México.

 

Acciones contra el bullying

 

El empresario sugirió realizar capacitaciones en todas las instituciones educativas de México y protocolos que les ayuden actuar oportunamente y evitar los casos de acoso que se puedan presentar en el salón de clases, dentro de la escuela y en sus inmediaciones.

 

“Para poder atender esta situación es primordial escuchar las necesidades de los niños, prestar atención e interesarnos por conocer más sobre el entorno social en el que se desarrollan, sus comportamientos hacia otros y después coordinar de una forma creativa y rigurosa soluciones ante estas problemáticas”, Eduardo Margolis Sobol.

 

Señaló que entre las acciones que se pueden tomar como medidas de prevención se encuentran trabajar las habilidades socio emocionales, las relaciones interpersonales, la empatía y ofrecer talleres a los alumnos y padres de familia sobre este tema y la importancia de prevenirlo.