En imágenes captadas por un celular se puede ver al joven luchando por salir a flote a lado del pastor encargado de la ceremonia

 

Acra.- En algunas religiones el bautismo en agua significa 'la muerte del pasado y el comienzo de una nueva vida'. Se puede llevar a cabo salpicando agua o sumergiéndose completamente, depende de cada uno y del encargado de la ceremonia.

 

Aunque la mayoría de las veces es un proceso sencillo y rápido, en ocasiones, si no es llevado a cabo con las medidas de seguridad adecuadas puede ocurrir una tragedia.

 

Un claro ejemplo de esto es lo que le ocurrió a Yaw Kyeremeh, un joven cristiano de 20 años que murió ahogado mientras era bautizado en el río Weija, en la ciudad de Acra en África.

 

De acuerdo con información de medios locales, la fatalidad ocurrió el domingo cuando en medio del ritual religioso, el muchacho se sumergió pero no logró mantenerse a flote.

 

El terrible momento fue grabado por un espectador con su celular. Las imágenes muestran el primer hundimiento de Kyeremeh, de los tres que corresponden al sacramento.

 

Sin embargo, no logró terminarlo pues comenzó a ahogarse. Aunque el pastor pidió auxilió el cuerpo del joven se hundió y no lograron rescatarlo.

 

Pese a la profundidad de las aguas, el cadáver fue hallado y llevado a la morgue al día siguiente.

 

Las unidades de control anunciaron que el pastor habría sido advertido de las condiciones del lugar y le aconsejaron no sumergirse en esta parte del río.  Hasta el momento, hay una persona arrestada y la policía busca al pastor principal de la iglesia involucrada en el bautismo para detenerlo y depurar responsabilidades.

 

En una entrevista el hermano de la víctima afirmó que no pretenden culpar a nadie por lo sucedido, pues su hermano ya estaba muerto y dejarían el asunto "en manos de Dios".

 

Advertencia las siguientes imágenes pueden herir su sensibilidad: