Gerod Buckhalter luchó poco más de una década con el abuso de sustancias, por lo que fue el candidato perfecto para someterse a la cirugía cerebral

 

Estados Unidos.- El Hospital de Medicina de la Universidad de West Virginia realizó una cirugía cerebral pionera en su tipo que busca combatir las adicciones.

 

Los médicos se basaron en el estudio llamado “Deep Brain Stimulation”, mediante el cual buscan controlar la adicción a las drogas, así como disminuir la ansiedad por consumirlas.

 

Gerod Buckhalter luchó poco más de una década con el abuso de sustancias, por lo que fue el candidato perfecto para someterse a la cirugía cerebral.

 

Este hallazgo podría ser determinante en el combate a las adicciones, por lo que continúan elaborando investigaciones al respecto de la función cerebral.

 

Al respecto, los especialistas de la universidad realizaron una incisión para colocar un electrodo en el área que regula los impulsos, acompañado de una batería que se introdujo cerca de la clavícula.

 

De acuerdo con la información, este electrodo se encargará de producir impulsos eléctricos que equilibren y mantengan los problemas generados por la abstinencia.

 

“Es un ensayo muy riguroso con la supervisión de especialistas en ética y reguladores. Buscamos reducir las muertes por sobredosis, es una situación que amenaza la vida”, dijo Ali Rezai, médico responsable.

 

Por otra parte, los expertos advirtieron en que este método solo será utilizado como último recurso en el tratamiento de las adicciones.