20 maneras de besar a un hombre desnudo

 
¿Cansada de hacer los trucos de siempre? ¡Renuévalos para sorprenderlo!
 
 
 
Cosmopolitan
 
 
1. Pasa tus labios por los huesos de su cadera, mientras te diriges poco a poco hacia sus genitales. Hay muchísimas terminaciones nerviosas en esa zona, las cuales imploran más atención.
 
2. Deja que tu boca roce su oído cuando le susurres lo que quieres que te haga.
 
3. Dale un trago a un té de menta tibio (¡no caliente!), antes de bajar hacia su zona íntima. Percibirá una sensación de hormigueo que le encantará y su sabor mejorará para ti.
 
4. Con la lengua plana, lame la parte inferior de su pene como si fuera una paleta de hielo. ¿Te parece un poco porno? ¡Sí, lo es, pero resulta muy excitante!
 
5. Pasa de una sesión de besos buena a una grandiosa, succionando firmemente su lengua durante un instante.
 
6. Coloca tu lengua alrededor de la cabeza del pene (también conocida como corona), es decir, donde éste se une al eje o ?tallo?; 80% del tejido que la recubre es erógeno e hipersensible.
 
7. La próxima vez que des a tu chico placer en la zona inferior, recuerda esta cosmorealidad: la mayoría de los hombres considera que sus testículos no reciben la suficiente atención durante los juegos preliminares. Sé la chica que lee su mente, llevando a cabo una ligera succión donde más lo desea.
 
8. Mientras diriges tu boca a su pecho, deja de besarlo para hacer un alto en la zona de su monte púbico. Al igual que el monte de Venus en las mujeres, es un punto erótico frecuentemente ignorado.
 
9. Practica la regla de los dientes: sé sutil. Dar un mordisco suave y vibrante es erótico, pero morder de verdad es psicótico.
 
10. Sorpréndelo por la mañana, dándole una sesión de sexo oral, justo cuando su nivel de testosterona se encuentra naturalmente en la cúspide.
 
11. Justo cuando esté a punto de llegar al clímax, aumenta la presión con la boca (y manos). En el punto más alto de excitación, un contacto más firme lo hará sentir muy bien.
 
12. Cuando esté acostado boca abajo, siéntate a horcajadas sobre él y bésalo a lo largo de su espalda hasta llegar a la base de su columna vertebral.
 
13. Haz un anillo con los dedos pulgar e índice y mantenlo cerca de tus labios, mientras mueves tu boca hacia arriba y abajo del eje de su pene.
 
14. Antes de darle sexo oral, pasa un poco de tiempo en la parte interna de sus muslos. Juguetea un poco con besos y suaves (muy suaves) mordidas en esta área.
 
15. Cuando estés detrás de él, besa la parte posterior de su cuello, y con tu lengua dibuja remolinos, para darle escalofríos.
 
16. La zona donde el escroto se encuentra con el perineo es ultra sensible. Pulsa sobre este punto con la lengua. El tejido eréctil se extiende hasta ahí, así que dale una merecida dosis de placer.
 
17. Acuéstate boca arriba con la cabeza colgando fuera de la cama, y desliza su pene en tu boca. Es una buena manera de reducir el reflejo que te hace toser cuando entra.
 
18. Plántale unos besos plumíferos en la parte posterior de sus rodillas. Sabemos que puede parecerte un lugar extraño, pero es súper sensible.
 
19. Mantén tu lengua rígida mientras la deslizas hacia atrás y adelante sobre el frenillo de su pene (la parte donde la cabeza se une al eje).
 
20. Otro tip para el frenillo: cubre tus dientes con tus labios, y mordisquéalo con suavidad.
 
Commentarios: 0 Hits: 305

500 caracteres restantes

Cancel or