Legisladores demócratas viajaron a México para resolver dudas sobre reforma laboral

 

Ciudad de México.- Ante el riesgo de que se “contamine” con el proceso electoral de Estados Unidos, el presidente Andrés Manuel López Obrador hizo un llamado a la Cámara de Representantes de Estados Unidos para que se apruebe el Tratado comercial entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

 

“Que, de manera respetuosa, se procure una aprobación pronta para que este importante asunto, que es todo un acontecimiento para favorecer la economía de los tres países no se mezcle y no se contamine con el proceso electoral que se está llevando a cabo en Estados Unidos, en el cual -como en todos los procesos electorales- pues se desatan pasiones que son propias de la democracia”, apuntó el jefe del Ejecutivo.

 

Agregó que ese proceso podría retrasar el tratado, por lo que pidió el apoyo de la congresista que encabeza a los demócratas, Nancy Pelosi.

 

Le hará llegar una carta a través del congresista Richard Neal, del comité Ways and Means, el cual tiene que dar la primera aprobación al T-MEC.

 

Sobre el tema, y tras el desayuno que sostuvo el mandatario en Palacio Nacional en compañía de congresistas demócratas, el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, comentó en entrevistas con medios que los congresistas se fueron con una buena impresión sobre el trabajo que en México se realiza en materia de la reforma laboral, uno de los temas que ha frenado la ratificación del acuerdo en Estados Unidos.

 

Indicó que los legisladores solicitaron la reunión con el Ejecutivo mexicano porque tenían dudas en torno a cómo se está aplicando dicha reforma, pues tenían la idea de que sólo contaba con los recursos asignados a la Secretaría de Trabajo en el Presupuesto de Egresos.

 

Se les explicó, dijo Ebrard, que también interviene el presupuesto de los estados y el Poder Judicial.

 

Otra de las dudas fue en cuanto a los amparos contra la reforma, de los cuales, se les indicó, de 400, 117 fueron desechados.

 

Dichos temas serán informados de manera oficial a la Cámara de Representantes en un documento que se les entregará el martes.

 

“Podemos tener un optimismo razonable, sensato, sin que esto sea ingenuo o sea simplemente un deseo. Por lo que nos manifestaron ahorita”, declaró Ebrard.

 

Además, indicó que se está en una fase decisiva en las próximas tres semanas, pues a punto de iniciar la campaña estadounidense.

 

El T-MEC ya ha sido ratificado por el Senado mexicano, el subsecretario para América del Norte, Jesús Seade, indicó que prácticamente Canadá no lo ha aprobado porque luego podría ser modificado por Estados Unidos.