Varias horas después de haber desechado la caja, el hombre se dio cuenta de su error, corrió al contenedor de basura, pero ya estaba vacío

EU.- Por accidente, un hombre de Oregón, Estados Unidos, tiró a la basura una caja con los ahorros de toda su vida, que sumaban alrededor de 23 mil dólares en efectivo (447 mil 879 pesos mexicanos), luego de limpiar su armario. Horas más tarde se percató de su tremendo error y llamó a emergencias. Lo sorprendente es que su historia tuvo un final feliz. 

Varias horas después de tirar las cajas recordó que una tenía sus ahorros

Según reporta el tabloide británico Daily Mail, hace unos días el hombre hacía limpieza en su casa, ubicada en Ashland, Oregón, y separó varias cajas de zapatos aparentemente vacías, para después llevarlas al contenedor de reciclaje que sería recolectado más tarde.

Varias horas después, el hombre cuya identidad no ha sido revelada, se dio cuenta que una de las cajas desechadas contenía los ahorros de toda su vida. En ese momento salió corriendo hasta el contenedor, que ya había sido vaciado por los servicios de limpieza.

De inmediato se comunicó a Emergencias y posteriormente a la compañía encargada de este trabajo, que recolecta la basura de miles de casas en los estados de la costa oeste de Estados Unidos. 

Días después ocurrió el "milagro" y su dinero regresó

Para asombro de muchos, días después el entonces desconsolado hombre recibió una llamada que le devolvió el alma al cuerpo, pues su dinero fue hallado prácticamente completo en un centro de recolección del condado de Humboldt, en California, a 300 kilómetros de la ciudad donde vive.

En total, el hombre recuperó 22 mil 940 dólares (446 mil 710 pesos mexicanos) dentro de la misma caja en la que fueron desechados, es decir, solo 320 dólares (6 mil 231 pesos) menos de la cantidad original.

Reconocen honestidad de los empleados

Se desconoce qué pasó con el dinero faltante, pero se presume que cayó en el traslado hasta el centro de reciclaje.

La historia fue dada a conocer a través de Facebook por la empresa que recoge la basura, lo que generó decenas de comentarios que reconocían la honestidad de los empleados por entregar el dinero.