Asociaciones civiles y autoridades señalaron que la mejor medicina contra esta problemática es la prevención desde la infancia, o bien reconocer y atender a tiempo la situación

 

Culiacán, Sin.- No simular o cegarse ante un problema de adicciones, sino por el contrario prevenir o atender a tiempo a los familiares que se vean envueltos en esta dificultad, fue el exhorto que lanzaron autoridades y asociaciones civiles en el marco del panel sobre esta temática encabezado por la Coordinación General del Consejo Estatal de Seguridad Pública y el organismo Semáforo Delictivo. 

 

El evento abrió con el testimonio de una persona que durante más de una década se vio envuelta en el consumo de sustancias nocivas, lo que le ocasionó severos daños a su salud al grado de sufrir en la actualidad insuficiencia renal severa y otros padecimientos que arrastra como consecuencia del abuso de drogas, pese a tener ya cuatro años rehabilitado.

 

Como marco para iniciar el panel, moderado por el Coordinador General del Consejo Estatal de Seguridad Pública, Ricardo Jenny del Rincón, el director del Centro de Internamiento para Adolescentes (CIPA), Sergio Octavio Núñez Madrigal, expuso que la mayoría de los menores infractores son adictos a las drogas, siendo la mariguana la de mayor consumo, misma que adquieren robando dinero o bienes a sus propios padres, luego a vecinos, comercios, autos, entre otros hurtos que finalmente los llevan al arresto e internamiento.

 

Asimismo, precisó que se ha elevado el internamiento en el CIPA de jóvenes por delitos contra la salud, pues cada vez son más los menores que son utilizados para el transporte o venta de droga.

 

Por su parte, Francisco Javier Gil Jalapa, representante de la asociación Cristo Vive, sostuvo que los problemas familiares son el principal origen del consumo de sustancias nocivas, por lo que llamó a la sociedad a prevenir desde el hogar y mejorar las relaciones entre padres e hijos.

 

Posteriormente, Cindy Janeth Mejía Arias, directora general del Museo Interactivo contra las Adicciones (MIA), recalcó que la prevención es la mejor arma para evitar esta problemática, por lo que en Culiacán se cuenta con el MIA que es un espacio único en Sinaloa para aplicar a niños, jóvenes y adultos lo que denominó una “vacuna virtual” contra las adicciones, mostrándoles con múltiples actividades los efectos negativos del consumo de drogas.

 

Incluso detalló que también se aborda la adicción a sustancias permitidas como el tabaco o el alcohol, pues ésta última es la droga de inicio de la mayoría de los jóvenes, con un 85%.

 

Por su parte, Gabriela Pérez Rojo, presidenta de Comunidad Sinaí IAP, señaló que es en las zonas rurales donde más se consumen drogas, aunado a que el abuso de estas sustancias orilla a los consumidores a cometer delitos ya sea por la necesidad de adquirirlas o bien por la euforia momentánea que ocasionan.

 

Asimismo, coincidió que la relación familiar es el principal factor que orilla a una persona a consumir sustancias, por lo que parte del apoyo que esta comunidad brinda se centra en el hogar y en un programa espiritual de perdón y reconciliación.

 

En tanto, Christian Muñoz Madrid, director del Consejo Sinaloense Contra las Adicciones (Cosica), hizo el llamado a la ciudadanía a prevenir y, en caso de necesitar ayuda, acudir a tiempo a centros de rehabilitación certificados, pues señaló que en Sinaloa hay más de 40 espacios de este tipo que no están regulados y por tanto sus procesos y resultados no son confiables.

 

En este sentido, lamentó que hay más de 7 mil 800 internos en centros sin regulación, por lo que exhortó a las familias a consultar con el Cosica cuáles espacios están certificados para la correcta rehabilitación de sus seres queridos.

 

Finalmente, se señaló que si bien en los hogares en ocasiones no se quiere enfrentar la realidad de una adicción por temor a ser catalogados como malos padres o mala familia, sólo aceptando el problema es que se podrá encontrar la cura.

COMENTA LA NOTA