Ofreció concierto al aire libre en la Plazuela Álvaro Obregón, bajo la dirección del maestro Baltazar Hernández Cano

 

Culiacán, Sin.- Una agradable velada, con música de ballet y danzas, ofreció la Banda Sinfónica Juvenil del Estado de Sinaloa dentro de su programa de conciertos al aire libre La Banda toma la Calle, en la plazuela Álvaro Obregón, bajo la dirección del maestro Baltazar Hernández Cano.

 

La banda de jóvenes instrumentistas de la Escuela Superior de Música del Instituto Sinaloense de Cultura, abrió el programa con la Tercera suite para Banda Escenas de ballet, de Alfred Reed, integrada por los movimientos Fanfarria y entradaPas de deux, Polka excéntrica, y Danza general.

 

Le siguió la siempre agradable Suite de Romeo y Julieta, de Sergei Prokofiev, con arreglos para banda de Johan de Meij, y que integran las escenas IntroducciónEl despertar de la calleDanza matinalEn la casa de Fray LorenzoDespedida de invitados, y Los Montesco y los Capuleto, todas evocativas de la obra teatral de Shakespeare.

 

Luego interpretaron las vigorosas Danzas guerreras (de la ópera El Príncipe Igor), de Alexander Borodin, para pasar a algo más moderno y muy nuestro, como es el entrañable Danzón No. 2, del sonorense Arturo Márquez, una pieza que da aires sinfónicos al género popular del danzón, y que hizo a más de uno mover los hombros o los pies con el deseo de bailar.

 

Cerró con las Danzas del ballet Estancia, del músico argentino Alberto Ginastera, que en esta bella pieza de música con aires populares de su país natal, nos ofrece las escenas campiranas Los trabajadores agrícolasDanza del trigoLos peones de la hacienda y Danza final (malambo).

 

La Banda toma la Calle es uno de los programas más emblemáticos del estado por su impacto social y su permanencia. Se presenta todos los viernes de cada 14 días, en las inmediaciones de la Plazuela Álvaro Obregón, junto a Catedral.

COMENTA LA NOTA