#LaRazónAquienLeAsiste. Mejor tributo a las mujeres del mañana no pudo haberles rendido ayer, en el Día Internacional de las Niñas, la 62 Legislatura del Congreso del Estado de Sinaloa.

 

 

Más allá de recibir a un grupo representativo de niñas y todo el ritual que ello conlleva (el discurso, el abrazo, el beso, la foto), el Poder Legislativo tomó en su sesión de ayer un acuerdo que marca un avance cualitativo en materia de igualdad y políticas de género. También, una lección mayúscula de disposición al diálogo, de atención a las demandas de la sociedad, de capacidad para el consenso. En suma, de apertura. Esa cualidad tan mencionada y a la vez tan infrecuente.

 

Las y los sinaloenses debemos congratularnos del gesto de avanzada que ayer tuvo lugar en la cámara local con el cambio en la presidencia de la Comisión de Equidad, Género y Familia, que fue devuelta a quienes pertenece, porque son quienes la crearon vía complicadas luchas que abarcaron el paso de varias legislaturas: las mujeres. 

 

No es cerrazón, ni falta de generosidad, mucho menos un capricho de nadie: Es un principio internacional marcado en la Declaratoria de Beijing, que desde 1995, por un acuerdo histórico de 189 países (entre ellos México) firmado ante la Organización de las Naciones Unidas, rige los compromisos mundiales en favor de la igualdad de género y el empoderamiento de la población femenina. 

 

Y si un punto deja perfectamente claro la Plataforma de Acción de Beijing, es que todo logro, posición o acuerdo alcanzado por las mujeres, son exclusivamente de ellas y para ellas.

 

Seamos precisos, y dejemos de jugarle al tonto: el hombre no puede apelar a la igualdad porque siempre ha estado encima. Jamás los derechos de un hombre han sido violentados por razones de género, nunca en la historia se le han negado oportunidades por el hecho de ser hombre. La mujer, en cambio, ha sido ancestralmente sobajada, maltratada, minimizada, castigada e ignorada simplemente por ser mujer. 

 

Las mujeres, pues, ahora sí que aquí y en China, tienen no sólo el derecho, sino el deber de defender y conservar para su género todas sus conquistas, desde las que poco a poco se dan en el seno de sus hogares, hasta las del campo laboral (que no se les pague menos que a sus compañeros varones, por ejemplo) y, desde luego, las políticas, como es el caso de la única comisión permanente (entre las 27 existentes) que hasta hoy ha sido reservada para una mujer porque es una creación de las mujeres, emblema de su avance y presencia en los parlamentos estatales y nacionales.

 

Porque es una cuestión incluso de lógica: no existe en este país, y creemos que en ningún lugar del mundo, una comisión legislativa de género que sea presidida por un hombre. La permanencia de un señor en ese cargo nos colocaba, como estado, en un plano diríamos que hasta de ridículo internacional en cuanto la noticia hubiera traspasado las fronteras de Sinaloa.

 

Y lo más importante: El juicio de la historia no nos habría perdonado, como sociedad, avalar esto que entrañaba un retroceso civilizatorio a todas luces.

 

Este breve episodio en la vida política de Sinaloa, hay que decirlo, sacó lo peor y lo mejor de todas y de todos. En las redes sociales han aparecido opiniones virulentas ante las que literalmente nos hemos ido para atrás, sobre todo al tratarse de personas que creíamos poseedoras de cierto nivel cultural y de un criterio progresista. La mayoría hombres, naturalmente, pero hubo también mujeres y resulta comprensible: es la naturaleza de la opresión, en que la víctima se pone del lado del victimario porque es lo único que conoce y es quien le brinda su equivocada noción de pertenencia; por ende, rechaza aquello que puede salvarla, porque ese universo, el de su valía y su dignidad, es para ella desconocido.

 

Pero es momento de resaltar lo positivo, amigas y amigos. Desde este espacio saludamos la llegada a la Comisión de Equidad, Género y Familia de la 62 Legislatura, a la diputada Sylvia Treviño Salinas, mujer de extensa y meritoria trayectoria política y hablamos de ella, como el ente individual y pensante que es, puesto que rechazamos de modo tajante esa costumbre machista de que a las mujeres del medio político les sean colgados los milagritos del papá, del marido, del hermano, del hijo y en algunos casos hasta del yerno y el cuñado. En cambio, cuando ellas alcanzan un logro, dicen que lo obtuvo gracias al apoyo de un hombre. 

 

Principalmente (nobleza obliga, dice el clásico) como sinaloenses debemos reconocer la voluntad política de la diputada Irma Leticia Tirado Sandoval, presidenta del órgano de gobierno del Congreso del Estado, que de forma expedita logró los acuerdos conducentes para hacer el enroque de comisiones que dio solución a este caso. Ahora  el diputado Yamuni ocupa la presidencia de la Comisión de Honor y Justicia Parlamentaria, que antes tenía la diputada Treviño.

 

Es justo decir que Irma Tirado ha pasado con 10 y hasta con mención honorífica su primera gran prueba como líder de la cámara, la primera de muchas que habrá de sacar adelante con éxito pues, si algo la caracteriza, es su habilidad política y lo dice no sólo su trayectoria sino hasta su ADN: Irma nació y creció en la política, como hija que es del legendario ex alcalde de Mazatlán don Rafael Tirado Canizalez.

 

Aplaudimos también la elevada estatura política que mostró el Grupo Parlamentario del PAN, cuyos integrantes jamás cayeron en provocaciones ni en descalificaciones, sino al contrario, supieron escuchar argumentos y razones, así como demostrar con hechos su apoyo a la igualdad de género y a la lucha de las mujeres. En particular, Juan Pablo Yamuni eleva sus bonos hasta la estratósfera por actuar como lo que es: un caballero de principios, respetuoso, comprensivo y generoso. Un buen hombre y un buen político.

 

Ahora bien, a título personal creemos que las fanfarrias se las lleva por aclamación la maestra Elizabeth Ávila Carrancio, directora general del Ismujeres y una de las sinaloenses con mayor conocimiento en asuntos de género. El amplísimo trabajo realizado a todos niveles en favor de la mujer está allí, a la vista, y en estos seis años muchas han sido sus pruebas públicas de compromiso no sólo con su género, sino en otras luchas sociales en las que toman parte las instituciones y agrupaciones feministas.

 

No es casual, pues, que en tiempo récord (menos de 48 horas), Elizabeth Ávila haya logrado el apoyo de 77 organismos de la sociedad civil, estatales y nacionales, en pos de recuperar la Comisión de Equidad para las mujeres.

 

Tuvo que elevar el tono de su discurso por una razón: la agresividad que suele acompañar a la ignorancia, pues fue desde allí, desde la ignorancia absoluta del tema, desde donde fue atacada con una violencia que pocas veces hemos visto a nivel público en contra de las mujeres. 

 

Quedan públicamente exhibidos, para escarnio, los autores de esos actos de violencia política de Género cuyos nombres ni siquiera vale la pena mencionar. Es más, ni recordar. Como dicen los tuiteros: "Tú sabes quién eres". 

 

Es más, ahí va un consejo: elimínenlos del Facebook, por salud mental.

 

Citamos, para concluir, el texto publicado ayer por Elizabeth Ávila Carrancio en sus redes sociales, que en lo personal compartimos a plenitud desde la primera hasta la última palabra:

 

"Reconocemos la sensibilidad de la Legislatura al escuchar a la ciudadanía y sentar un precedente importante, abonando a la cultura democrática en este país, por el reciente nombramiento de la diputada Sylvia Treviño como presidenta de la Comisión de Equidad, así como la Madurez del diputado Juan Pablo Yamuni y su ánimo de permanecer coadyuvando en estas causas dentro de dicha comisión. 


"Mi reconocimiento y agradecimiento a todas las voces que sumaron su accionar para lograr el diálogo y empujar con firmeza esta acción afirmativa en pro de las mujeres. 

 

"A todo el movimiento de mujeres y hombres conscientes ¡Gracias!  ¡En igualdad ni un paso atrás!".

 

Que así sea, Elizabeth. Que así sea, mujeres.

 

Twitter: @LuisEnriqueRam7

Facebook: Luis Enrique Ramírez

Correo:Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Instagram:  http://instagram.com/luisenriqueram7

COMENTA LA NOTA