#ElOficioDeUnFiscal. Desde septiembre de 2014, cuando ocurrió la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, no se había dado, por parte de los padres que enarbolan su búsqueda, ninguna declaración de credibilidad en las acciones del gobierno.

 

Es hasta ahora, casi dos años después, que el vocero de los familiares emite pronunciamientos de certidumbre en el sentido de que las autoridades federales están haciendo lo que les corresponde para dar con el paradero de los estudiantes.

 

Imposible dejar de relacionar este cambio de actitud con el reciente relevo en la Oficina de Investigación del Caso Iguala, donde fue nombrado el 8 de junio como nuevo titular el abogado sinaloense y ex procurador estatal de Justicia Alfredo Higuera Bernal.

 

El miércoles pasado, en el canal Milenio TV, el periodista Carlos Puig dedicó su programa a entrevistar al vocero de los padres de los 43, Mario Patrón, director del Centro de Derechos Humanos Agustín Pro Juárez, a raíz de la reciente reunión en Washington con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, para acordar una nueva mecánica de investigación.

 

Mario Patrón dijo, de manera textual, lo siguiente:

 

"Los padres están comprometidos con la verdad, aunque la verdad sea dolorosa, siempre y cuando sea verdad, la tendrán que aceptar. Ha habido elementos que aportó el GIEI (Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes), hubo nuevos elementos que aportó la CNDH con sus últimos informes preliminares, y todo eso ha sido retomado por la Oficina de Investigación, por el nuevo fiscal del caso, el licenciado Higuera Bernal, y han ido profundizando.

 

"O sea, hoy tendríamos que decir que hay un trabajo técnico, serio, en las redes de vínculos de telefonía celular, tendríamos que decir que hay un trabajo técnico serio, también, en la ubicación de otras corporaciones en algunos eventos vinculados con los hechos, y también, Carlos, tendríamos que decir que hay un trabajo serio en términos de la reconstrucción de las posibles rutas de desaparición, y luego entonces, de las posibles rutas de búsqueda de los estudiantes.

 

"De hecho tendríamos que decir que se empieza a aplicar tecnología de punta, ya se empieza a aplicar lo que pidió el GIEI en el primer mes de estancia en México, que es esta tecnología, que es una tecnología que hace una especie de fotografía a rayos x en el suelo y en el subsuelo, y que permite buscar personas desaparecidas".

 

¿Esto está sucediendo?, le preguntó Puig y Patrón respondió que sí, que por fin esa tecnología se está aplicando en la investigación:

 

"Sí, está sucediendo, esto es muy reciente, empezó a suceder hace dos semanas.

 

"Por eso es que vemos un giro de tuerca, como yo te decía, o sea, ha habido voluntad política, disposición política, si no este mecanismo no podría existir, sin que el gobierno federal dijera, sí adelante; finalmente fue la Comisión Interamericana de Derechos Humanos quien terminó de delinear algunas pautas, pero los padres dijeron que sí, el gobierno dijo que sí, y entonces mucho nos preguntan ¿pero cumplirá? Bueno, desde luego que está a prueba, la voluntad política, ya en la vía de los hechos..."

 

El lector estará de acuerdo en que nunca, hasta ahora, los afectados por los sucesos de Ayotzinapa se habían expresado tan favorablemente, a través de su vocero, de la parte oficial, ni mucho menos habían manifestado confianza en la disposición gubernamental para resolver el caso. Más bien, el sentido de sus declaraciones había sido al contrario.

 

Luego de ver el programa en Milenio TV, nos comunicamos con nuestro paisano Alfredo Higuera para conversar sobre la trascendental tarea que realiza, y fue enfático en lo siguiente:

 

Los avances que se observan en el caso se deben a la determinación de la procuradora general de Justicia Arely Gómez. Fue ella quien le dio el nombramiento y su instrucción fue muy precisa: atender el asunto con total objetividad, y hablarles con la verdad a los padres de los estudiantes.

 

"La intención no es otra que aclarar y fincar responsabilidades, saber qué pasó con los jóvenes y encontrarlos de ser el caso".

 

Por el parteaguas histórico que ha marcado en el país la desaparición de los 43 normalistas, sin duda Higuera Bernal se encuentra frente al caso más grave que le haya tocado investigar en su larga cuanto brillante carrera.

 

Recordemos, sin embargo, la complejidad del momento en que le tocó ser procurador de Sinaloa: la confrontación, como nunca antes, entre organizaciones delictivas, lo cual envolvió al estado en una crisis a la que supo hacer frente con absoluta responsabilidad.

 

Toda una vida dedicada al área de la procuración de justicia, primero en Sinaloa y desde 2011 en la PGR, le dan a Higuera los conocimientos y las herramientas necesarios para cumplir también con su actual encomienda.

 

Estamos seguros de que sabrá sacar adelante la titánica tarea que hoy tiene a su cargo. Porque lo conocemos y sabemos de su capacidad, no es jugarle al adivino cuando le decimos al amable lector lo siguiente: un sinaloense resolverá el caso Iguala, y ese no es otro que Alfredo Higuera Bernal.

 

Twitter: @LuisEnriqueRam7

Facebook: Luis Enrique Ramírez

Correo:Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Instagram:  http://instagram.com/luisenriqueram7

 

COMENTA LA NOTA